Madres que trabajan: malabaristas extraordinarias

Madres que trabajan: malabaristas extraordinarias

Aunque llevo dos décadas trabajando, mi experiencia como madre trabajadora es relativamente corta. Desde el
principio he tratado de encontrar el equilibrio entre mi vida prof esional y f amiliar, un auténtico ejercicio de
malabares. Pero lo que he descubierto es la f atiga y el estrés a los se enf rentan demasiadas madres
trabajadoras.
Lo cierto es que muchas se sienten abrumadas. Brigid Schulte introduce en su libro la idea del confeti de
tiempo, los innumerables f ragmentos de tiempo que recortamos a lo largo del día en un intento por satisf acer
el mayor número posible de demandas. Para muchas, este trabajo se alarga hasta la noche, así que no es sólo
que tengan un segundo turno al llegar a casa, sino también un turno de noche.
En mi opinión, esta tremenda carga puede verse mitigada en proporción casi directa con el nivel de apoyo que
exista en los dif erentes ámbitos de su vida:
EN CASA: Las mujeres siguen dedicando aproximadamente el doble de tiempo que los hombres a las tareas
domésticas, algo que no ha cambiado en décadas a pesar de su mayor participación en la educación y el
mercado laboral. Una encuesta revela que las Latinoamericanas que trabajan a tiempo completo se
encargan del 80% del trabajo doméstico y familiar.
Por toda América Latina y el Caribe (ALC) existen iniciativas para alcanzar una mayor corresponsabilidad en el
hogar, muchas vinculadas al desarrollo temprano y a la legislación en responsabilidad paterna. Algunos
enf oques interesantes se centran en promocionar nuevos modelos de paternidad entre los hombres, así como
en educar a niñas y niños a compartir responsabilidades en el hogar.
EN EL TRABAJO: El apoyo en el trabajo empieza con permisos adecuados de maternidad, paternidad y
adopción y flexibilidad durante el embarazo y la lactancia. Increíblemente EE.UU. sigue siendo uno de los
cinco países del mundo que no garantiza por ley ni un sólo día de permiso remunerado por maternidad.
En el caso de ALC, la nueva base de datos del BID Familias Trabajadoras y Cuidado Infantil conf irma que hay
grandes avances. Chile cuenta con la política de permisos de maternidad más generosa: 18 semanas con
sueldo completo en caso de nacimiento o adopción y una hora diaria durante lactancia hasta que el niño
cumpla dos años.
Un estudio sobre el liderazgo f emenino en el sector bancario en América Latina encontró que la mayor
demanda es mayor flexibilidad, y que las organizaciones que permiten el trabajo remoto o el teletrabajo
desde casa son cada vez más populares, no sólo entre las mujeres, sino también entre los hombres.
Sin embargo, algunos estudios han encontrado que en el modelo dominante en el mundo de los negocios
liderazgo es sinónimo de absoluta disponibilidad y movilidad geográf ica total, que las mujeres son penalizadas
en los modelos de desempeño y que la f lexibilidad es vista como un obstáculo en la promoción prof esional.
EN NUESTRA COMUNIDAD: Irónicamente, mientras se enf rentan a estos retos en el trabajo y en casa,
algunas madres trabajadoras se sorprenden al descubrir tensiones en vez de apoyo en los círculos de
progenitores. Mamá vs mamá, o la batalla entre las madres que trabajan y las que no sobre quién se ocupa
mejor de los hijos.
Dicho esto, estoy convencida de que madres y padres pueden darse entre ellos el mejor apoyo, como
mentores en el trabajo, conf identes, f uentes de recursos de apoyo o ref uerzo de emergencia en el cuidado de
los niños. Y parece que hay una oferta cada vez mayor de programas de coaching y grupos de apoyo
para madres trabajadoras, como Working mama o Lean In, como éste en México.
Las madres trabajadoras son una f uerza vital en nuestras sociedades y economías. Así que no estamos
hablando sólo de mamás agotadas, sino del riesgo potencial de inf rautilizar la capacidad de millones de
mujeres. De hecho, las medidas de conciliación y el trabajo f lexible benef ician a las f amilias y a cualquier
estrategia competitiva que busque atraer, retener y promover a los mejores talentos.
¿Has visto algún cambio en tu país o trabajo que apoye a las madres que trabajan de forma novedosa?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s